“Por favor inféctame”

El Bugchasing

Por: Sara Lisbona

¿Existe gente que quiera y busque ser infectada de VIH? ¿Qué podría motivar a una persona a desear esto? Aunque suene difícil de creer, esta conducta existe y está aumentando su popularidad. A este comportamiento se le llama Bugchasing.

El bugchasing, que en español se traduce literalmente como “persecución del bicho”. Es una subcultura homosexual que busca tener relaciones sexuales con individuos que tienen el VIH con la intención de infectarse. En esta practica existen los bugchasers, que son aquellos que buscan contraer el virus, y los giftgivers, que son los que lo transmiten (Del Río, 2014).

El movimiento surgió en Estados Unidos a finales de los noventas, justo cuando apareció el cóctel de antiretrovirales, pero ha ganado mucha popularidad en los últimos años gracias al internet. Las fiestas se concretan a través de chats y redes sociales, pero la mayoría escriben en anonimato o con seudónimos. Se organizan en clubs o casas particulares y acuden entre 10 y 30 hombres, algunos de ellos infectados y otros buscando la infección.

¿Por qué buscan ser infectados? Cada bugchaser tiene su razón y no se debe de generalizar, pero muchos no lo hacen explícitamente para contraer VIH, sino que encuentran la relación riesgosa sumamente excitante y llena de adrenalina. Algunos hasta le llaman “la follada de la muerte” o el “acto sexual más extremo de todos”, entonces hay personas que lo pueden encontrar sumamente erótico (Lantigua, 2010).

Otra de las razones por las cuáles una persona se puede convertir en bugchaser es para ya no tener que preocuparse constantemente sobre su salud. “No quiero vivir el resto de mi vida con un preservativo puesto. ¿Y qué alternativa tengo? Infectarme. Y cuanto antes me infecte y antes me trate, más rápido voy a ser indetectable y así no sufrir”. Otros comentarios que se pueden encontrar en los grupos y redes sociales son algo parecido a: “quiero ese regalo” o “¿alguien me pasa el bicho este fin de semana?” (Carreres, 2016).

Más razones que se han encontrado en los que buscan la enfermedad es por dejar de sentirse aislados, eliminar la preocupación por contraerlo, por el morbo, para causarse daño a uno mismo, por sentimiento de pertenencia, entre otras.

Como es una actividad que se intenta hacer de manera clandestina y secreta, no se escucha mucho en nuestro país. Pero se han encontrado varios casos. La mayoría que se han visto en el país son en Coahuila, Torreón en primer lugar y después Saltillo (Martínez, 2017).

Para finalizar es importante quedarnos con la reflexión que hace un bugchaser en España, diciendo que descubrió que el “regalo” estaba envenenado ya que, como sucede con el VIH, su sistema inmunológico se debilitó, bajo mucho de peso y comenzó a sufrir las consecuencias. “Pagaré las consecuencias y me arrepentiré toda mi vida (Lantigua, 2010).

Nuestra salud es un tesoro que debemos de cuidar y no debemos de caer en situaciones riesgosas como el bugchasing, puede parecer emocionante la conducta de riesgo, pero al final uno siempre termina sufriendo de alguna manera.

Referencias

  1. Carreres, A. (2016). Drogas, VIH y orgías: ¿existe relación entre el bugchasing y el chemsex en España?. abril 8, 2019, de VICE Sitio web: https://www.vice.com/es/article/dpqynk/drogas-vih-orgias-chemsex-bugchasing

  2. Del Río, M. (2014). Bugchaser, los hombres que se quieren contagiar. abril 8, 2019, de VICE Sitio web: https://www.vice.com/es_latam/article/gq7gdx/bugchasers-los-hombres-que-se-quieren-contagiar-de-sida

  3. Lantigua, I. (2010). Yo jugué a la ruleta rusa del SIDA. abril 8, 2019, de El Mundo Sitio web: https://www.elmundo.es/elmundosalud/2010/03/05/hepatitissida/1267808100.html

  4. Martínez, C. (2017). Detectan en Saltillo un grupo de hombres que buscan contagiarse de VIH por placer. abril 8, 2019, de Vanguardia Sitio web: https://vanguardia.com.mx/articulo/bug-chasers-los-hombres-que-buscan-ser-vih


#condón #sexo #sexocasual #VIH

0 vistas