Te Presento A ELIZA

María Elena Quintana

¿Sabías que el 33% de las personas infectadas de VIH no lo saben? 1 de cada 3 personas con VIH no ha sido diagnosticada, por lo que no reciben tratamiento y continúan transmitiendo el virus a otras personas. ¿Qué puedes hacer para asegurarte que no eres parte de este 33%? ¡Hazte la prueba!

Las pruebas para detectar el VIH miden la cantidad de anticuerpos presentes en la sangre. Esto quiere decir que no detectan el virus de inmunodeficiencia humana como tal, sino los anticuerpos que genera el cuerpo para tratar de defenderse. Debido a esto existe algo llamado el “periodo ventana”, una vez que la persona ha sido infectada su cuerpo tarda en empezar a generar anticuerpos, por lo que sí te haces una prueba dentro de este lapso de tiempo, el resultado será negativo, aún si estás infectado.

¿Por qué es importante el periodo ventana? Hoy en día la prueba más común para detectar el VIH es la llamada ELISA (Enzyme-Linked ImmunoSorbent Assay). Para ello te sacan sangre como en cualquier otro estudio, existen dos tipos de prueba ELISA, tercera generación y cuarta generación.

La prueba de tercera generación tiene un periodo ventana de 3 meses, ósea que para que el resultado pueda ser definitivo tiene que haber pasado más de 3 meses desde la última conducta de riesgo.

La prueba de cuarta generación, tiene un periodo ventana de 3 a 4 semanas. Esta no es la única diferencia, además de detectar los anticuerpos, esta prueba también detecta la presencia del virus del VIH, específicamente el antígeno p24. La prueba tiene un confiabilidad del 99.78%.

También existe la prueba rápida, que se llaman así por su velocidad. Esta prueba detecta anticuerpos y los resultados están disponibles en menos de 30 minutos ya que solamente son necesarias unas gotitas de sangre.

Si te realizas cualquiera de estas pruebas y el resultado es reactivo es necesario realizar otra prueba para poder confirmar el diagnóstico. Esta otra prueba, llamada Western Blot, detecta los anticuerpos de una manera más precisa para poder estar completamente seguro del diagnóstico.

Bueno ya hablamos acerca de la parte teórica pero, ¿Cómo es realmente hacerse una prueba de VIH? El viernes pasado fui a hacerme la prueba por primera vez, para poder compartir con ustedes mi experiencia. En México hay varios lugares donde te puedes hacer la prueba de manera confidencial y gratuita. Por comodidad yo decidí hacérmela en AHF.

Mi primer obstáculo fue saliendo de mi casa, cuando mi mamá me preguntó a dónde iba. Respondí que estaba yendo a realizarme una prueba de VIH e inmediatamente empezaron las preguntas, ¿Por qué? ¿Para qué? ¿Dónde es? ¿Es seguro? Conteste sus preguntas lo mejor que pude, pero fue obvio que no logré tranquilizarla.

Una vez en el coche empezó la letanía de fechas, pensaba en cada vez que hice una tontería, que me deje llevar por la calentura, que no me paré a pensar en mi salud y la comprobación obsesiva de que había pasado más de 3 meses desde la última vez. Al llegar a la clínica empezó el monologo interno; “Seguro si tuviera VIH, ya se me hubiera notado algo”, “Tendría que tener muy mala suerte” y mil otros pensamientos de este tipo.

Al final hacerme la prueba no tardó más de 30 minutos, fue solo un pellizco en el dedo y unos minutos de espera (durante los cuales le rogué a todas las deidades que se me ocurrieron que no saliera reactivo) para que una persona te de tus resultados de manera verbal y en caso de que tu resultado sea reactivo te provean apoyo y te canalicen para empezar tu tratamiento. Fue perfectamente confidencial, todas las personas con las que trate fueron amables, me trataron con respeto y estaban bien informados.

Lo difícil no fue hacerme la prueba, sino todos los sentimientos que generó, la reacción de mi mamá, la ansiedad y la preocupación. Aun así siempre es mejor estar informada y poder hacernos responsables de nuestra salud.

¡Ahora te toca a ti! Aquí les dejo algunos lugares donde se puede realizar la prueba:

Clínica Especializada Condesa. Gral. Benjamín Hill 24, Colonia Condesa

AHF México Wellness Center. Calle Darwin 31, Colonia Anzures

CENSIDA. Flora 8, Colonia Roma Nte

Centro Nacional para la Prevención y el Control del VIH/SIDA CENSIDA (2006). Manual Para la Aplicación de la Prueba Rápida. Recuperado el 27 de octubre de 2019 http://www.censida.salud.gob.mx/descargas/biblioteca/Manual_Aplicacion_pruebas_rapidas.pdf

Dirección General de Epistemología (2012). Manual de Procedimientos Estandarizados para la Vigilancia Epidemiológica del VIH – SID. Recuperado el 27 de octubre del 2019 http://www.censida.salud.gob.mx/descargas/biblioteca/documentos/Manual_VIHSIDA_vFinal_1nov12.pdf

Organización Mundial de la Salud (2019). VIH/SIDA. Recuperado el 27 de octubre del 2019 https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/hiv-aids

Prueba del VIH (2019). Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Recuperado el 27 de octubre del 2019 https://www.cdc.gov/hiv/spanish/basics/testing.html

¿Qué tipos de pruebas hay? (2019). MSDsalud. Recuperado el 27 de octubre del 2019 https://www.msdsalud.es/cuidar-en/vih-sida/vih-sida-pruebas/tipos-pruebas-hay.html

#test #pruebavih #checate #pruebaeliza #pruebasrápidas

2 vistas